La gente no es como tú

“Cuando veo a alguien que siempre parece estar muy feliz, pienso en pollos asados. Pienso en la verdad. Los pollos asados de las fotografías que vemos en los restaurantes, en realidad están crudos. Parecen asados porque los han recubierto con una capa de barniz para madera. Los pollos asados de las fotografías parecen más asados que los pollos asados de verdad. Pero acaban en la basura.”

Sigue leyendo en CULTURAMAS

Anuncios

Una vez monté un circo

De los de verdad.